Series

Sólo asesinatos en el edificio

Que los podcast han ganado una popularidad aplastante estos últimos años es un hecho innegable (como muestra, el último post del blog, aunque no sea exactamente un podcast). En las principales plataformas encontramos temas para todos los gustos: salud mental, humor, plumas y tintas, crímenes y misterio… Han cobrado tanto protagonismo que se hacía raro que no se les hiciera una mención en alguna serie o película. Y eso es precisamente lo que propone “Sólo asesinatos en el edificio” (Only murders in the building en su versión original)

La serie, creada por John Hoffman y Steve Martin, narra la historia de tres personajes bastante dispares, de ésos que nunca pensarías que podrían llevarse bien, con una única cosa en común: su obsesión con los podcast de crímenes. Y un asesinato en su edificio, claro.

Estos tres vecinos crearán su propio podcast true crime mientras investigan en los rincones de su edificio del Upper West Side de Nueva York, The Arconia. Tres personajes de lo más variopinto: Charles-Haden Savage (Steve Martin), un actor bastante peculiar cuya época dorada (si la tuvo) pasó hace ya algún tiempo; Oliver Putnam (Martin Short), un director de Broadway venido a menos; y Mabel Mora (Selena Gomez), una joven que rezuma apatía y desgana. Juntos comenzarán su investigación sobre la misteriosa muerte de Tim Kono, uno de los residentes de su edificio.

La serie pone de manifiesto lo poco que se conocen los vecinos entre sí, y episodio tras episodio vamos desvelando sus secretos como si del juego del Cluedo se tratase. No todo es lo que parece, hay pistas por todas partes, pero no parpadees si no quieres pasarlas por alto, presta atención a lo que dicen, a los objetos, a sus rutinas… pero no te preocupes si algo se te pasa por alto, para eso están los flashbacks.

Personalmente, tengo la sensación de que la segunda temporada es un poco más floja, más obvia, con algunos personajes secundarios que no me acaban de encajar (aunque, como todos los misterios, al final tengan su razón de ser), quizá porque ya no tiene ese elemento de novedad de la primera temporada.

Es una serie a medio camino entre la comedia y el drama (al fin y al cabo, no deja de ser una serie sobre un asesinato); las actuaciones muchas veces hilarantes de Steve Martin y Martin Short son magistrales, agudizadas por la mirada escéptica de una Selena Gomez que me ha sorprendido para bien. En general es una serie divertida, de ésas que enganchan (¿quién no quiere saber quién lo hizo?), con personajes secundarios que no se quedan atrás en rarezas y curiosidades. Y el edificio, The Arconia, es también otro de los personajes principales de la trama.

Por el momento sólo hay dos temporadas, disponibles en España en Disney+, pero ya está en marcha una tercera prevista para 2023.

Por cierto, la cabecera es de mis favoritas.

Spread the love

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.