The End of the Fxxxing World

The End of the Fxxxing World es una de esa series de Netflix que, a pesar de ser prácticamente desconocida para los usuarios de esta plataforma, destacan por su gran calidad y su particular sentido del humor.

Esta serie de origen británico nos cuenta la historia de James, un chico de 17 años que está bastante seguro de ser un psicópata, y Alyssa una de sus compañeras de instituto muy impulsiva y bastante conflictiva. La historia de ambos comienza cuando Alyssa, cansada de la gente “normal” que intenta encajar, decide que James es un buen candidato para convertirse en su novio. James, por su parte, está convencido de ser un psicópata y de no ser capaz de sentir nada. Por eso, cuando Alyssa le propone mantener una relación, decide que ella puede ser esa persona a la que ha decidido matar simplemente por ver si siente algo.

Y así comienza esta aventura en la que ambos jóvenes, impulsados por la mala relación de Alyssa con su padre adoptivo, se escapan de casa y viven las experiencias más disparatadas. Es cierto que, a priori, puede parecer una de estas series en las que, a pesar del complejo argumento inicial, en un par de capítulos la trama se centra en la relación de los dos personajes principales haciéndonos olvidar esa otra parte más surrealista. Nada más lejos de la verdad puesto que justo en ese momento en el que pensabas que ya sabías hacia donde se dirigía la serie, el argumento da un giro inesperado.

Para mi esta serie ha sido un gran descubrimiento no sólo por el tipo de humor con el que juega (personajes excéntricos que reaccionan de forma nada convencional a las situaciones a las que se enfrentan, actores que no parecen sacados de una pasarela de moda, situaciones absurdas, …) sino también por las sorpresas que te depara su historia. Además, el que sus 8 episodios no duren más de 20 minutos hace que sea una serie fácil de ver en cualquier momento.

 

 

Y ya para terminar este post no quería dejar de mencionar que esta fantástica serie está basada en la novela gráfica The End of the Fucking World de Charles S. Forsman. ¡Espero que le deis una oportunidad!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *