Muerte de la Luz

Para todos aquellos que seguimos el fenómeno global en el que se ha convertido Juego de Tronos, el nombre George R. R. Martin está directamente asociado a esta serie o mejor dicho la saga Canción de Hielo y Fuego en la que dicha serie se basa.

Sin embargo, si ahondamos un poco más en quién es este autor y a qué ha dedicado su carrera literaria podemos descubrir una decena de títulos que engloban diversos géneros entre los que destacan el terror, la ciencia ficción y, por supuesto, la fantasía.

En este post, nos gustaría dar a conocer uno de sus libros más notables y aclamados después de los pertenecientes a la saga Canción de Hielo y Fuego: Muerte de la Luz

Esta novela de ciencia ficción publicada por la editorial Gigamesh, narra la historia de amor o más bien el triángulo amoroso existente entre Jaan Vikary, Dirk T´larien y Gwen Delvano.  Esta historia, situada en una época en la que la humanidad ha conseguido dominar la tecnología necesaria para llevar a cabo viajes espaciales y hace miles de años que coloniza un gran número de planetas, comienza cuando Dirk recibe un mensaje de una antigua amante, Gwen: una joya susurrante que simboliza la promesa de acudir junto al otro sin preguntar porqué.

Cuando Dirk llega a Worlorn, un planeta en órbita errante que durante su periodo de esplendor albergó una gran feria de diferentes culturas y que ahora se encuentra prácticamente abandonado, encuentra a una Gwen esquiva que le informa de que actualmente se encuentra unida a Jaan Vikary, procedente de Alto Kavalan, a través del jade-y-plata un brazalete que simboliza una especie de matrimonio en la tierra de este.

A pesar de que el comienzo de esta novela nos plantea una trama amorosa entre los tres personajes principales, los acontecimientos que se suceden convierten esta historia en un relato de aventuras que te engancha y sorprende a partes iguales. Desde mi punto de vista, es curioso cómo a pesar de no sentir demasiada empatía o aprecio por los personajes protagonistas (Dirk T´larien y Gwen Delvano) la historia es tan fascinante y, en ocasiones, inesperada que es capaz de atraparte por si misma. 

Pero no se trata únicamente de una novela bien escrita… El universo que George R. R. Martin crea alrededor de sus personajes, sus mundos, la historia de sus civilizaciones y sus culturas, son indispensables para entender las personalidades y motivos de cada uno de los personajes. 

Como curiosidad, el nombre de la novela hace referencia al mundo en el que transcurre la misma puesto que, debido a su órbita errante, día a día se aleja un poco más de la estrella que le dio vida acercándose inevitablemente a su muerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *